Oufits del verano 2016.

Como se ve, y me han dicho… predominan los blancos y negros, es mi pantone personal y sigo su dictado.

Los extremos del espectro cromático tiran con fuerza, me apetecen y me inspiran.

Con el negro como bastión, construyo la base de casi cualquier look, puedo meterle una nota de color en mitad, pero no vale nada más que para reorganizar las parcelas oscuras que, seguro, van a destacar por encima de cualquier color.

Cuento como campo cromático el tono de la piel, el siena tostado es un elemento del outfit.
El enseñar determinada parte del cuerpo también es como un complemento; entra dentro del juego de superposiciones… y en verano, los outfits precisan esta pieza indispensable.

Por eso descontextualizo el beachwear, lo saco del medio acuático al que lo han relegado y lo llevo en looks de día y de noche.

Prendas cortas o ajustadas que dejen al descubierto el verdadero soporte del outfit: nuestro cuerpo.

Leave A Comment

Your email address will not be published.

Pin It on Pinterest